Inicio > Cirugía Estética (Plástica y Reparadora) >

Lifting facial y cuello con blefaroplastia en España. Precio 6.500 €

Lifting facial y cuello con blefaroplastia

Lifting facial y cuello con blefaroplastia
Precio tuMédico.es: 6500€

Lifting facial y cuello con blefaroplastia

Incluye un día de estancia

¿Has empezado a notar cambios en la piel de la cara y el cuello como consecuencia del paso de los años? Un lifting facial y de cuello pueden ayudarte a conseguir una apariencia más joven y mejorar tu aspecto.

Ver Cuadro Médico

¿EN QUÉ CONSISTE?

Es una intervención que permite mejorar los signos más visibles del envejecimiento, elimina el exceso de piel y la grasa acumulada, reposiciona los músculos y tejidos remodelando la cara y el cuello.

Esta operación se completa con la blefaroplastia para rejuvenecer los párpados caídos, bolsas, arrugas, etc. para dar un aspecto natural y descansado, evitando cicatrices visibles y protegiendo la salud ocular.

Se remodelan los tejidos perioculares, extrayendo la grasa, y eliminando el exceso de piel y músculo de los párpados superiores e inferiores. Puede llevarse a cabo por motivos meramente estéticos o visuales, ya que la caída de la piel del párpado puede provocar una reducción del campo visual.

Además del paso del tiempo existen factores que producen determinados signos de envejecimiento como los genéticos, el efecto de la gravedad, la exposición solar, el estrés diario, la alimentación inadecuada, pesticidas, fertilizantes, etc. agravados por malos hábitos como el tabaco y el alcohol, que producen la una disminución de las fibras elásticas y colágenas responsables del espesor y elasticidad de la piel.

¿Para quién está indicado?

Las personas a las que su piel haya empezado a descolgarse pero siga manteniendo una buena elasticidad. La edad suele estar entre cuarenta y cinco y sesenta años, cuando se empiezan a notar cambios importantes en el rostro.

Aunque también se realiza a pacientes de setenta o más años con excelentes resultados. El límite de edad máxima dependerá del estado de salud de cada paciente.

El paciente debe tener en cuenta que este tratamiento no le hará rejuvenecer una cantidad de años en concreto, pero conseguirá mejorar su aspecto y le dará una apariencia más joven.  

Revisión previa al lifting facial y cuello con blefaroplastia

El médico examina el rostro, calidad cutánea y estructura ósea del paciente para determinar la intervención más adecuada en cada caso y en función de las expectativas del paciente.

Comprueba el historial médico y tiene en cuenta aspectos que pudieran causar algún problema antes o después de la operación, como problemas de tiroides, número de lágrimas suficientes, enfermedades cardiovasculares, diabetes, tensión alta no controlada, problemas de coagulación o si toma algún medicamento que pueda afectar a la coagulación de la sangre, lo cual interferirá en la correcta recuperación de las cicatrices.

En algunos casos, el médico puede solicitar una revisión oftalmológica antes de realizar la intervención, ya que el glaucoma y el desprendimiento de retina también pueden suponer un riesgo.

El tabaco también dificulta que la sangre fluya a la piel con lo cual, si el paciente es fumador, debe dejar de fumar, al menos cuatro semanas antes y después de la intervención.

LIFTING FACIAL Y CUELLO CON BLEFAROPLASTIA

El lifting se divide en tres grupos principales, superior (frontal), medio (facial) e inferior (cuello), para un resultado más armónico se interviene en las tres áreas pero también se puede realizar de forma independiente.

Para ello existen diferentes tipos de lifting, para subir las cejas y reducir las arrugas de encima de los ojos, para estirar la frente y mejorar el entrecejo, para eliminar los surcos de nariz y boca, subir las mejillas, o para reducir la papada.  

La intervención puede variar dependiendo de las particularidades anatómicas del paciente. Existen varias técnicas que se realizan en función de la ubicación y longitud de las cicatrices.

La técnica que se realiza habitualmente, se lleva a cabo mediante una incisión desde la zona de las sienes, pasando por dentro de las líneas naturales de la parte delantera de las orejas y que continúa alrededor del lóbulo, tras las orejas y cuero cabelludo.

En cuanto a la blefaroplastia, hay diferentes tipos de tratamiento, como por ejemplo, para eliminar el exceso de piel del párpado superior o para reducir las bolsas de grasa del párpado inferior, entre otros.

La operación puede durar entre 1 y 5 horas, dependiendo del número de áreas que se tengan que intervenir. Durante la intervención, que se realiza bajo sedación o anestesia general, dependiendo de cada paciente, se tensan las capas musculares y la piel, retirando el tejido sobrante.

Posteriormente las heridas se cierran dejando unos drenajes bajo la piel para que no se acumule la sangre, y se coloca un vendaje.

El post-operatorio

El paciente puede sentir molestias que serán fácilmente controladas con medicamentos. El vendaje y drenaje se retiran en 24-48 horas. Los puntos se extraen en una semana.

El paciente notará la piel insensible, pero no debe alarmarse puesto que es normal y desaparece en unas semanas. La inflamación y morados que surgen en la cara se normalizan en un periodo de entre 10 y 15 días aproximadamente.

Las cicatrices tardan semanas en disimularse y progresivamente se llegan a hacer imperceptibles.

En cuanto a la blefaroplastia, el paciente puede encontrar, inflamación, hematomas, lagrimeo, etc., molestias que se alivian con medicación.

Otras complicaciones, que se dan en raras ocasiones, son afección de la visión y la superficie ocular, retracción del párpado o infección, que podría ocasionar ojo seco, queratitis y ceguera.  

Después de la intervención, se aconseja reposo relativo, evitar ejercicios deportivos, acuáticos inclusive o actividades bruscas durante dos semanas.

A partir de la tercera semana, el paciente puede iniciar sus actividades rutinarias, aunque debe tenerse en cuenta que el cabello de la sien puede ser más delgado y la piel estará más seca y roja durante unos meses.

La piel de la cara no se debe exponer al sol ni a rayos UVA durante al menos tres meses. No usar lentillas como mínimo durante dos semanas, aplicar filtro solar en los párpados y llevar gafas de sol.

Seguir leyendo

tuMédico.es está acreditado por: Acreditaciones de Páginas Web Sanitarias SEAFORMEC Confianza Online
Enisa

diseño: dommia

Aceptar

Aceptar
Cargando...

Recuerda que deberás utilizar la misma dirección de correo electrónico durante el proceso de registro en tuMédico.es y la App SocialDiabetes.

Para más información haz click aquí:

Llámanos al 930 188 000 /

O escríbenos a info@tumedico.es