Inicio >

La intolerancia a la fructosa puede ser heredada

La intolerancia a la fructosa puede ser heredada

¿Por qué te interesa?

La intolerancia a la fructosa puede ser heredada
La intolerancia a la fructosa puede ser heredada

Cuando nacemos, a pesar de que el cuerpo es una máquina muy inteligente, dicen los expertos que somos imperfectos, que siempre hay alguna carencia, malformación o disfunción. La diferencia de unas personas a otras es la magnitud de la carencia y su importancia en el buen funcionamiento del organismo.

Por ejemplo, puede suceder que al nacer se carezca de la enzima aldolasa B, que se encarga de descomponer la fructosa del cuerpo o la que se ingiere de la fruta, para convertirla en energía para el organismo (glucosa). Si se carece de esta enzima, al no poder almacenar glucosa, los niveles de azúcar en sangre disminuyen y el hígado peligra.

A esta deficiencia se le llama intolerancia a la fructosa y sus síntomas pueden ser vómitos, dormir en exceso, convulsiones, malestar tras ingerir frutas, color de ojos y piel amarillenta, abdomen abultado y comportamiento irritable.

Si notas u observas estos síntomas debes realizar la prueba del test del aliento para diagnosticar o descartar la intolerancia a la fructosa y en el caso de resultar positivo debes acudir al médico para que realice otras pruebas que le ayuden a confirmar el diagnóstico como análisis de orina, coagulación, estudio de diabetes, ecografía, etc. y así podrá determinar el tratamiento más adecuado dependiendo del caso. 

Atención al Cliente
900 525 907
¿Cómo funciona tuMédico.es?¿Necesitas una analítica personalizada?
tuMédico.es está acreditado por: Acreditaciones de Páginas Web Sanitarias SEAFORMEC Confianza Online
Enisa

diseño: dommia

Aceptar

Aceptar
Cargando...

Recuerda que deberás utilizar la misma dirección de correo electrónico durante el proceso de registro en tuMédico.es y la App SocialDiabetes.

Para más información haz click aquí:

Llámanos al 930 188 000 /

O escríbenos a info@tumedico.es