Inicio > Artículos > Sangre, corazón y circulación > Linfocitos altos: Causas y síntomas de la linfocitosis

Linfocitos altos: Causas y síntomas de la linfocitosis

Linfocitos altos: Causas y síntomas de la linfocitosis
Linfocitos altos: Causas y síntomas de la linfocitosis

Los linfocitos son un tipo de glóbulo blanco que tiene la importante función de evitar infecciones y proteger al organismo de cualquier agente extraño. Por eso, cuando se detecta una variación en su número en un análisis de sangre completo es necesario estar alerta, ya que podría ser consecuencia de un problema grave.

A continuación te explicamos cuándo deberías preocuparte por tener los linfocitos altos, qué indican y cómo puedes ponerle remedio.

Analítica General Si tienes entre 25 y 45 años, no sufres ninguna enfermedad y quieres conocer el funcionamiento de tu cuerpo, una analítica general es lo más adecuado para controlar tu salud.
tuMédico.es desde34€

Linfocitos: Valores normales

El porcentaje de linfocitos en sangre representa entre el 20 y el 40% de los leucocitos totales. Traducido en cifras, esos valores normales son:

  • En adultos, entre 1.300 y 4.000 linfocitos por microlitro de sangre.
  • En niños, entre 5.000 y 7.000 linfocitos por microlitros de sangre.

Si tras un hemograma los valores son superiores a estos, hablaremos de linfocitosis. Si fuesen menores, ese descenso se conoce como linfopenia.

Linfocitos altos: Causas

Hay dos tipos de linfocitosis dependiendo de las causas que la provocan: la monoclonal y la policlonal.

Causas de la linfocitosis monoclonal

La linfocitosis monoclonal está relacionada con un defecto linfoide que provoca un aumento de linfocitos. Es el caso de enfermedades como:

  • Leucemia prolinfocítica.
  • Tumores linfoides.
  • Tricoleucemia.
  • Leucemia linfocítica crónica.
  • Leucemia linfoblástica aguda.

Causas de la linfocitosis policlonal

La linfocitosis policlonal suele estar relacionada con infecciones víricas o bacterianas como:

  • Hepatitis.
  • Rubéola.
  • Citomegalovirus.
  • Herpes.
  • Mononucleosis.
  • Gripe.
  • Paperas.
  • Tuberculosis.
  • Toxoplasmosis.
  • VIH.
  • Tos ferina.

Ese aumento de linfocitos también puede ser provocado por:

  • Intoxicaciones por plomo o benzoles.
  • Alteraciones metabólicas como acidosis diabética.
  • Tratamientos con vitamina B12. Aquí te explicamos para qué sirve esta vitamina.
  • Tabaquismo.
  • Drogodependencia.
  • Extirpación de bazo.
  • Transfusiones de sangre.

Linfocitos altos: Síntomas

Es posible tener los linfocitos altos y que no se manifieste ningún síntoma, de manera que no se tenga conciencia de esa situación hasta que aparezca en un hemograma.

Hay que destacar que tener los linfocitos altos, igual que con los leucocitos altos, no es una enfermedad. Se trata de una condición provocada por una enfermedad o virus. Por lo tanto, los síntomas de la linfocitosis variarán dependiendo de la patología que la provoca.

Entre los más comunes encontramos:

  • Fiebre.
  • Fatiga.
  • Debilidad física.
  • Mareos.
  • Dificultad para concentrarse o pensar.
  • Pérdida de peso.
  • Sudoración.
  • Moratones inexplicables.
  • Sangrado anormal.
Visita Hematología Si tienes alguna enfermedad de la sangre como anemia, trastornos hemorrágicos o de coagulación, leucemia, hemofilia o necesitas un control del Sintrom, un hematólogo es tu especialista. No esperes más para resolver tus dudas y pide una visita con uno de nuestros médicos.
tuMédico.es desde32€

Linfocitos altos: Tratamiento

Como se ha mencionado, los linfocitos altos no son una enfermedad, sino una consecuencia. Por lo tanto, el tratamiento irá orientado a curar el trastorno, no solo la linfocitosis. Para determinar qué pasos a seguir son los más adecuados será necesario acudir a un hematólogo.

En el caso de una infección, los antibióticos, antivirales o los antiinflamatorios suelen ser parte del tratamiento. Si se trata de algún tipo de cáncer, puede que sea necesario pasar por procesos como la quimioterapia, la radioterapia o un trasplante de médula.

Para bajar los linfocitos de forma natural, además de cumplir con las indicaciones del médico, debes seguir una dieta equilibrada y rica en vegetales, cereales y alimentos que lleven hierro, zinc y vitamina C. También es necesario reducir el estrés, ya que produce un desequilibrio en el sistema inmunológico, y beber mucha agua para liberar toxinas.

Analítica General
Analítica General

Si tienes entre 25 y 45 años, no sufres ninguna enfermedad y quieres conocer el funcionamiento de tu cuerpo, una analítica general es lo más adecuado para controlar tu salud.

Valor: 120€
Precio tuMédico.es: 34€
Más info
Visita Hematología
Visita Hematología

Si tienes alguna enfermedad de la sangre como anemia, trastornos hemorrágicos o de coagulación, leucemia, hemofilia o necesitas un control del Sintrom, un hematólogo es tu especialista. No esperes más para resolver tus dudas y pide una visita con uno de nuestros médicos.

Valor: 60€
Precio tuMédico.es: 32€
Más info
tuMédico.es está acreditado por: Acreditaciones de Páginas Web Sanitarias SEAFORMEC
Enisa

diseño: dommia

Aceptar

Aceptar
Cargando...

Recuerda que deberás utilizar la misma dirección de correo electrónico durante el proceso de registro en tuMédico.es y la App SocialDiabetes.

Para más información haz click aquí:

Llámanos al 93 515 00 11 · Lun-Vie: 9-19h /

O escríbenos a clientes@tumedico.es